Reglamento de Provisión de Puestos de Trabajo y Promoción Profesional de las Illes Balears (Decreto 33/1994, de 28 marzo)

Publicado en:BO Illes Balears de 5 de Abril 1994
Ámbito Territorial:Normativa de Baleares
Rango:Decreto
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Cumplidas las previsiones transitorias de la Ley 2/1989, de 22 de febrero de la Función Pública de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares, tendentes a la configuración y consolidación de la adecuada estructura funcionarial en el seno de la total organización administrativa autonómica, resulta aconsejable regular reglamentariamente, a la luz de las correspondientes previsiones legales, los sistemas de provisión de puestos de trabajo y promoción profesional de los funcionarios al servicio de la Administración de nuestra Comunidad Autónoma.

Al tiempo, cuando se aborda la regulación de los sistemas de provisión de puestos de trabajo y promoción profesional de los funcionarios, no basta con atenerse a los preceptos básicos de la Ley 30/1984, de 2 de agosto, de Medidas para la Reforma de la Función Pública, ni limitarse a los reproducidos en la Ley 2/1989, de 22 de febrero, de la Función Pública de la CAIB, sino que, en esta materia, no puede obviarse el contenido de la Ley 23/1988, de 28 de julio, que vino a modificar la Ley de Medidas para la Reforma de la Función Pública e introdujo cambios sustanciales en los principios aplicables a los sistemas de provisión de puestos de trabajo y promoción profesional de los funcionarios.

En el mismo sentido expresado hasta ahora, no puede olvidarse, tampoco, la cita de la Ley 17/1993, de 23 de diciembre que viene a regular el acceso a determinados sectores de la función pública de los nacionales de los demás Estados miembros de la Comunidad Europea y de la Ley 22/1993, de 29 de diciembre, que contiene determinadas Medidas de Reforma del Régimen Jurídico de la Función Pública.

Expuesto cuanto antecede, no puede ignorarse, tampoco, la asiduidad con que, por imperativo legal, deben ponerse en práctica los sistemas de provisión de puestos de trabajo e, incluso, los de promoción profesional y, consecuentemente, la regulación que se efectúe deberá ponderar no sólo los preceptos legales de aplicación y la normalidad de la actual situación administrativa, sino asegurar, desde una vocación de regulación permanente, la existencia de unos mecanismos de redistribución de efectivos funcionariales que se acoplen a las necesidades de una organización administrativa dinámica que, en definitiva, provea a una mejor prestación del servicio público de que se trata.

En su virtud, previo informe de la Comisión de Personal de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares, practicada y concluida la preceptiva negociación con las Organizaciones Sindicales más representativas a nivel de la Administración de la Comunidad Autónoma, oído el Consejo Consultivo y a propuesta del Conseller de la Función Pública, el Consejo de Gobierno de la CAIB, tras la correspondiente deliberación en su sesión celebrada el 28 de marzo de 1994, decreto:

ARTÍCULO ÚNICO

Se aprueba el Reglamento de Provisión de Puestos de Trabajo y Promoción Profesional de los Funcionarios al servicio de la Administración de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares, cuyo Texto Articulado es el que sigue:

Reglamento de Provisión de Puestos de Trabajo y Promoción Profesional de los Funcionarios al Servicio de la Administración de la Comunidad Autónoma

CAPÍTULO I Disposiciones generales Artículos 1 a 8
ARTÍCULO 1 Ámbito de aplicación de la presente disposición reglamentaria.

1.1. El presente Reglamento será de aplicación a todos los procedimientos para la provisión de puestos de trabajo y para la promoción profesional de los funcionarios al servicio de la Administración de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares.

1.2. No obstante lo dispuesto en el apartado anterior, podrá el Consejo de Gobierno de la CAIB dictar normas que contemplen las peculiaridades del personal sanitario, docente e investigador así como, en su caso, regular las especialidades relativas a los sistemas de provisión de puestos de trabajo o promoción profesional que se refieran a funcionarios que sean transferidos desde otras Administraciones Públicas a la CAIB siempre que, en su Administración de procedencia, se les aplicara un régimen específico y distinto del general.

1.3. El personal laboral al servicio de la Administración de la CAIB se regirá, a estos efectos, por lo que disponga el correspondiente convenio colectivo en vigor.

En todo lo no contemplado en el convenio colectivo, o a falta de éste, se aplicará el presente Reglamento.

ARTÍCULO 2 Formas de provisión.

2.1. La provisión de los puestos de trabajo que, según la preceptiva relación o catálogo, correspondan a funcionarios de carrera, se efectuará mediante el sistema de concurso de méritos, que será el sistema normal, o por el de libre designación.

Tanto el sistema de concurso de méritos, medio normal de provisión, como el de libre designación, sistema excepcional, figurarán expresamente indicados en las plazas correspondientes de la relación de puestos de trabajo.

Si en la relación de puestos de trabajo se hubiera omitido la indicación del modo de provisión, se aplicará el sistema de concurso de méritos.

2.2. Cuando las necesidades del servicio lo exijan o lo imponga alguna norma, los puestos de trabajo podrán cubrirse mediante los procedimientos de redistribución de efectivos y, en su caso, del modo determinado en este Reglamento, mediante adscripción provisional o comisión de servicios.

ARTÍCULO 3 Convocatorias.

3.1. Los procedimientos de concurso de méritos y de libre designación para la provisión de puestos de trabajo a desempeñar por funcionarios de la Administración de la CAIB se regirán por la correspondiente convocatoria, que se ajustará, en su contenido, a lo dispuesto en este Reglamento.

3.2. Las convocatorias para la provisión de puestos de trabajo, bien sean por concurso de méritos o por libre designación, deberán anunciarse mediante su publicación en el «Boletín Oficial de la Comunidad Autónoma» y, en su caso, en el «Boletín Oficial del Estado».

Si se considerara necesario para garantizar la difusión o conocimiento de la convocatoria, podrá ésta publicarse en otros diarios oficiales o, incluso, en otros medios de comunicación públicos o privados.

3.3. Las convocatorias, además de los méritos exigidos a los concursantes, deberán indicar, respecto de los puestos incluidos en las mismas, su denominación, localidad de destino, el nivel en el cual estén clasificados y retribuciones complementarias de conformidad con la vigente relación de puestos de trabajo de nuestra Administración.

3.4. En cada convocatoria se concederá un plazo no inferior a 15 días hábiles para que los funcionarios que aspiren a los puestos incluidos en ésta puedan presentar las correspondientes solicitudes.

Asimismo, las convocatorias deberán ser resueltas en el plazo máximo de un mes a partir de la fecha en que expire el plazo de presentación de solicitudes. El Conseller de la Función Pública, mediante resolución motivada, podrá ampliar, hasta un mes más, dicho plazo para resolver.

3.5. Todos los funcionarios al servicio de la Administración de la CAIB, cualquiera que sea la situación administrativa en que se encuentren en el momento hábil para ello, excepto la de suspensión firme y no cumplida, podrán participar en los sistemas de provisión de puestos de trabajo que se convoquen siempre que reúnan los requisitos exigidos en la convocatoria.

3.6. Los funcionarios de carrera de otras Administraciones Públicas podrán participar en los procedimientos de provisión de puestos de trabajo que convoque la Administración de la CAIB siempre que opten a plazas que, de conformidad con la relación de puestos de trabajo, estén abiertas a funcionarios de la Administración Pública de que se trate y así se haga constar expresamente en la convocatoria.

3.7. Las convocatorias para provisión de puestos de trabajo establecerán un tiempo mínimo de permanencia en el destino que no será inferior a dos años, plazo durante el cual el funcionario no podrá participar en los concursos de provisión de puestos de trabajo. Esta limitación será igualmente de aplicación a los funcionarios de nuevo ingreso, de acuerdo con lo que dispone el artículo 5.2 de este Decreto.

ARTÍCULO 4 Reingreso al servicio activo.

4.1. El reingreso al servicio activo de los funcionarios que no tengan reserva de plaza y destino se realizará mediante su participación en las convocatorias para la provisión de puestos de trabajo, ya sea por el sistema de concurso de méritos o el de libre designación.

Asimismo, el reingreso al servicio activo, conforme a lo prevenido en el artículo 29 bis, de la Ley 30/1984, de Medidas para la Reforma de la Función Pública, también podrá efectuarse, a voluntad de la Administración, por adscripción a un puesto de trabajo con carácter provisional, condicionada a las necesidades del servicio y a que se reúnan los requisitos para el desempeño del puesto de que se trate.

4.2. No obstante lo expresado en el punto anterior, cuando se trate de funcionarios que se encuentren en la situación administrativa de expectativa de destino, su reingreso en el servicio activo se producirá, también, del modo prevenido en el artículo 29.5 de la Ley 30/1984, de 2 de agosto, de Medidas para la Reforma de la Función Pública y, consecuentemente, dichos funcionarios...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA